cremascota.com

 / Cuidado y salud  / ¿Debes cortar el pelo a tu perro o gato en verano?
pelo-perro-verano

¿Debes cortar el pelo a tu perro o gato en verano?

Llega el verano y te planteas cortar el pelo a tu perro o a tu gato. Piensas que lo mejor para que tu mascota soporte las altas temperatura es quitarle todo ese pelaje  ¿has pensado que esto podría ser perjudicial para el animal?

pelo-perro-verano

Por qué no deberías cortar el pelo a tu perro

Gracias al pelo, los animales se protegen del sol, si lo cortamos o rapamos al cero (especialmente en las razas de pelo corto y/o con la piel rosita), nuestra mascota quedará expuesta a los agresivos rayos ultravioletas, podrán quemarse, tener erupciones e incluso predisponerse a problemas más graves, como el cáncer de piel, al igual que sucede con las personas.

Por otro lado, al igual que los perros, especialmente algunas razas, tienen una espesa capa de pelo para protegerse del frío y las bajas temperaturas, este pelo también es necesario y actúa como sistema de refrigeración natural frente al calor.

perro-verano-no-cortar-pelo

¿Debo cortarle el perro a mi mascota?

Evidentemente, no todas las razas de perro funcionan igual, en algunos perros recortar un poco el pelo puede ser una solución.

En los perros con pelo corto o duro como el Pastor Alemán o el Pastor Belga u otros cuyo pelaje está preparado para el frío, como el Husky Siberiano o el Malamute de Alaska no se recomienda contar el pelo, por la exposición de la piel al sol y también, porque al ser cortado, el pelo se debilita.

cepillo-perro

Lo mismo sucede con otras razas o cruces de perros con mucho pelo como el Golden Retriever, el Chow-Chow o el Pomerania.

En el caso de los gatos, la situación es similar, tanto si tu gato es de pelo largo como de pelo corto, lo recomendable es no cortar el pelo.

¿Cómo protejo a la mascota del calor?

Pero… Si no debemos cortar el pelo a nuestro perro o gato, ¿Cómo podemos protegerlos del calor?

perro-verano-consejos

Lo recomendable:

Cepillar el pelo a menudo y quitar los nudos. Así, además de mantenerles en unas situaciones de higiene óptimas, ayudaremos a que la piel transpire con facilidad.

Bañarlos o mojarlos de vez en cuando. Uno de los mejores remedios contra el calor será mojar a tu perro o gato con agua fresquita. En principio, con una vez a la semana será suficiente, aunque dependerá de las circunstancias.

Darles de beber mucha agua fresca. Al igual que las personas, con el calor, tu mascota necesita hidratarse más.

En caso de duda, consulta a un veterinario y acude a un profesional de peluquería canina.

Post a Comment

Abrir chat