Michelle

SE HA APAGADO LA LUZ DE TUS «OJOS DORADOS»

Tus patas en mis manos
el hueco de tu tacto;
tu mirada perdida…
desbordada en mi llanto.
Doradas tus pupilas,
en suspenso quedaron
fijas en mi «retina»:
Un espejo nublado.
Qudará siempre prendido
tu calor en mis manos,
en un instante «eterno»
de un imposible olvido…
aunque pasen los años
Se ha apagado la luz
de tus ojos «dorados»;
se ilumina la orilla
dónde arriba tu «barco».

En memoria de nuestra «MICHELLE» con la que compartimos «11» intensos e inolvidables meses… Gracias cariño por dejarnos entrar en tu vida y por permitirnos acompañarte en tus últimos instantes!!! (15/2/12

00000

0 comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.